Ahorra luz en casa en tiempos de home office y coronavirus

0
193

Trabajar desde casa tiene ciertas comodidades. Una de las medidas impuestas por el gobierno de México para evitar los contagios masivos de COVID-19 ha sido quedarse en casa. Si bien es un buen momento para estar con nuestra familia, esto también podría traer consigo un incremento en el consumo de energía eléctrica y un aumento en el costo de este servicio. 

Jacqueline Díaz, gerente de mercadotecnia en Grupo Construlita, menciona que “no nos hemos dado cuenta, porque no nos ha llegado el recibo aún, que nuestro consumo de energía está subiendo. Hay que recordar que CFE nos cobra a nosotros por una tarifa y tenemos un subsidio. Si no cuidamos nuestro consumo, cuando nos llegue nuestro siguiente recibo de luz puede que perdamos ese apoyo o que sea menor. Hay que crear conciencia de que aunque debemos permanecer en nuestras casas, podemos tener un consumo responsable».

En promedio, las lámparas y focos del hogar están encendidas un promedio de cinco horas al día. Actualmente, debido a que estamos en casa todo el día, el incremento en el consumo de luz “podría ser del 50% o un poco más”.

consumo-luz

Lee también: ¿Cargar el móvil con WiFi? podría ser posible

Por lo tanto, una de las maneras más sencillas de ahorrar en el consumo de energía eléctrica es cambiar los focos del hogar por luces LED. Pues “son de bajo consumo, viven más, requieren menos mantenimiento y sobre todo, pueden brindar un ahorro en el consumo de  energía de hasta el 80%” si se compara con un foco regular.

Para darse una idea de cómo funciona el ahorro de luz con focos LED, Jacqueline Díaz da el siguiente ejemplo: un foco incandescente (de los “viejitos”) consume 100 watts y brinda 1250 lúmenes de luz; un foco fluorescente (conocidos como “ahorradores”) consume entre 22  y 24 watts y brinda los mismos 1250 lúmenes de luz; un foco LED puede dar la misma cantidad de luz (1250 lúmenes) y consume, en promedio, 8.5 watts. 

focos

Otra ventaja  de los focos LED es su tiempo de vida; hay modelos que pueden durar desde 35 mil horas y otros que llegan a alcanzar 50 mil horas de uso. Lo cual, le provee al usuario con un ahorro no solo energético, sino también económico.

Lee también: Teorías conspirativas sobre el 5G y el Covid-19 llevaron a la quema de postes celulares

Otras recomendaciones para ahorrar luz en casa son:

Aprovechar la luz natural. Trabajar durante las horas de la mañana, cuando  hay más luz solar, de tal manera que las lámparas solo deban ser encendidas más hacia las horas de la tarde o de la noche.

Evitar encender todas las luces. Aprovechar las luces de apoyo. Por ejemplo, si al trabajar en el estudio solo se debe iluminar el escritorio, utilizar una lámpara de mesa, en lugar de encender la de toda la habitación.

Apagar la luz en los espacios donde no se ocupe. No es necesario, ni recomendable, encender la luz en la cocina, por ejemplo, si se está en la sala. 

focos

Lee también: Horario de verano. ¿Desde cuándo y por qué se instauró en México?

Desconectar los electrodomésticos cuando no se usan. Aunque no estén encendidos, los aparatos electrónicos se pueden convertir en silenciosos consumidores de energía al estar conectados a la corriente. Por eso es mejor desconectarlos cuando no se utilizan. 

Asimismo, para quien esté interesado en aprender de qué otras maneras se puede ahorrar o aprovechar la luz tanto para trabajar como de maneras más creativas, Tecnolite tiene planeadas una serie de conferencias educativas al respecto. Información sobre horarios y días está en su página de Facebook.

 

Con información de el universal.