Artemis. La NASA estima 16 mil mdd para el alunizaje en 2024

0
24
Programa Artemis


Como parte de los planes de la Fase 1 del programa espacial Artemis, la Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA) publicó el designio sobre el aterrizaje de la primera mujer y el próximo hombre en la Luna en 2024 a través del cohete Space Launch System (SLS).

Hace 48 años fue la última misión a la Luna, cuando en el 11 de diciembre de 1972 el comandante Gene Cernan aterrizó en la superficie lunar, por lo que la NASA prepara un regreso magistral, pues espera que la nueva misión establezca una exploración sostenible para el final de la década.

Luego de que la agencia especial aceptara el reto de acelerar los planes de exploración, expuso que el progreso de Artemis desarrolló un plan en el que tanto la ciencia como la tecnología se conjuntarán, todo ello gracias a las asociaciones comerciales e internacionales, como el es caso de la intervención bipartidista del Congreso, que formará parte de la misión con objeto de el retorno de los astronautas al gran astro.

Planean además, que con la ayuda de trajes espaciales modernos que permiten una mayor flexibilidad y movimiento, los astronautas recolecten muestras para la realización de experimentos científicos en el transcurso de cada siete días. 

artemis_nasa_2.jpg
Ilustración: NASA

“Regresaremos a la Luna en busca de descubrimientos científicos, beneficios económicos e inspiración para una nueva generación de exploradores. A medida que construimos una presencia sostenible, también estamos generando impulso hacia esos primeros pasos humanos en el Planeta Rojo «, declaró Jim Bridestine y sostuvo que en los últimos tres meses, la NASA perfeccionó la arquitectura de los vehículos espaciales que formarán parte de la aventura.

Fases del programa Artemis

El nuevo cohete de la agencia, el Space Launch System (SLS) y la nave espacial reutilizable Orion, y que voló por primera vez en 2014, serán los vehículos en los que tripularán los astronautas. En la actualidad, se encuentran en la etapa central de revisión, en la que sus cuatro motores adjuntos se someten a una serie final de pruebas que culminarán en una exposición al fuego caliente, comunicó la agencia responsable del programa civil espacial.

También lee: El alto precio que pagarán los primeros humanos en Marte

orion_nasa_artemis.jpg
Foto: NASA/Rad Sinyak

Posteriormente, lanzarán al SLS y a Orion en un vuelo de prueba alrededor de la Luna para conocer su rendimiento, soporte y capacidades de comunicación, que se dividirá en dos pruebas; una se llevará a cabo bajo en nombre de Artemis I, durante el 2021 en la cual, no viajarán astronautas, a diferencia del Artemis II que será tripulado en 2023. Esta última adicionará una demostración de operaciones en la que los astronautas pilotarán manualmente Orion para evaluar sus cualidades.

El conocimiento del manejo de Orion, expusieron los expertos de la NASA, se facilitará durante su estancia en la Luna, ya que comprender “el hardware y software relacionados para proporcionar datos de rendimiento y experiencia operativa que no se pueden obtener fácilmente en Tierra”, detallaron.

También lee: Científico asegura que existe agua atrapada en el polvo de estrellas

A partir del 2021, el equipo de la NASA regresará a la Luna dos veces al año, para nutrir las investigaciones científicas y demostraciones tecnológicas que servirán para el regreso de la humanidad en el Polo Sur lunar en 2024 como parte de las actividades del Artemis III.

“Después del lanzamiento en SLS, los astronautas viajarán alrededor de 240 mil millas a la órbita lunar a bordo del Orion, momento en el que abordarán directamente uno de los nuevos sistemas comerciales de aterrizaje humano, o atracarán en el Gateway, compañía de hardware estadounidense, para inspeccionarlo y recolectar suministros antes de abordar el sistema de aterrizaje para su expedición a la superficie”, aclaró la agencia.

gateway_artemis_nasa.jpg
Ilustración: NASA Jonhson

Las ventajas que proporcionaría el uso del Gateway es que opera de forma autónoma, realizando experimentos científicos remotos cuando los astronautas no estén a bordo, sin embargo, la NASA declaró que la decisión de recurrir a este no es definitiva. Además agregaron que la sostenibilidad de la superficie consistirá en la construcción incremental de infraestructura en la superficie lunar, lo que permitirá expediciones de superficie más largas con más tripulación a finales de esta década.

Los riesgos políticos que podrían poner en jaque la tan esperada misión

La NASA aseguró el lunes que mantiene en su hoja de ruta el regreso de los astronautas estadounidenses a la Luna en 2024, publicando una estimación de financiación de unos 28 mil millones de dólares para los próximos cinco años que incluyen 16 mil millones para el alunizaje.

El presupuesto será votado por el Congreso que se renovará en las elecciones del 3 de noviembre. Para el presidente Donald Trump la misión lunar es una prioridad.

Si el Congreso vota los primeros 3 mil 200 millones de dólares para el alunizaje hacia la Navidad «todavía estaremos en la carrera para un alunizaje en 2024», dijo el jefe de la NASA, Jim Bridenstine, en una conferencia de prensa brindada tras publicar la actualización del programa de retorno a la luna, Artemis.

Pero como suele decir Bridenstine, la NASA sabe cómo gestionar los riesgos técnicos, pero los «riesgos políticos» suelen ser los más peligrosos para la agencia espacial, a priori de una elección presidencial. 

También lee: NASA alista misión Artemis; certifica nave y prueba los propulsores más potentes que existen

A modo de ejemplo, Barack Obama canceló el programa de exploración de la Constelación de Marte después de haberse gastado miles de millones de dólares bajo la estela de su predecesor.

El objetivo sigue siendo aterrizar en el Polo Sur de la Luna, confirmó Bridenstine.

La competencia por la nave

Tres proyectos compiten por ser el vehículo de alunizaje en que dos astronautas, incluida una mujer, descenderán de su nave espacial Orion a la superficie de la Luna. Una primera selección será anunciada en 2021, según la NASA, que elegirá entre la propuesto desarrollada por Blue Origin, fundada por el jefe de Amazon, Jeff Bewzos, y otros dos proyectos desarrollados por SpaceX, fundado por Elon Musk.


Con información de el universal.